Las escuelas de negocios están preparadas para iniciar las clases a través del canal digital, donde el desarrollo académico y los objetivos pueden cumplirse con el mismo rigor que en el sistema presencial. No obstante, se mantienen abiertos todos los formatos.

Llegadas estas fechas, cada año surge la misma pregunta en el terreno de la formación: ¿cómo será el próximo curso? Esta vez, el Covid-19 ha acrecentado esa incertidumbre y ha borrado las tradicionales certezas. Si nuestra forma de comprar y trabajar están cambiando a marchas forzadas, ¿lo hará también la educación? La pregunta de si está todo preparado para que las clases puedan desarrollarse con normalidad se suma a la lista de incógnitas por despejar por quienes buscan un máster o cualquier otro título de posgrado.

“Sin duda”, responden con carácter general las escuelas de negocios cuando se les cuestiona sobre si están preparadas para afrontar este nuevo panorama formativo. De hecho, este segmento ya navegaba entre dos aguas -presencial y online- desde hacía tiempo para permitir compatibilizar otras ocupaciones, en muchos casos laborales, con la formación.

De entrada, el Instituto de Estudios Bursátiles (IEB)ha adaptado sus pruebas de admisión y las jornadas de puertas abiertas. Ahora se hacen “mediante webinars, con la participación de orientadores de cara a la decisión de qué carrera o máster elegir”, explica Ignacio Muñoz, jefe del área de Admisiones. Como complemento, IEB proyecta “un vídeo institucional”.

“Tanto el asesoramiento como la selección y la inscripción al máster pueden realizarse a distancia”, coincide Héctor J. Baragaño, director de Desarrollo de Negocio e Innovación Digital de ESIC. En este aspecto, IEB realiza ahora su entrevista personal online y las pruebas escritas tipo test a través de su intranet de admisiones, además de posibilitar a sus potenciales alumnos “conversar en vivo con sus exestudiantes o con los actuales”.

Para la americana Schiller International University, la realidad no ha variado mucho: “Desde siempre hemos ayudado a estudiantes de todo el mundo a matricularse a distancia”, expone la directora del campus en Madrid, Isabel Campbell. Pero no es sólo el proceso de admisión, pues “también la impartición y el cumplimiento de los objetivos de aprendizaje”, según Baragaño, pueden satisfacerse a distancia. “La flexibilización y los formatos online y blended (semipresencial) son una buena propuesta de valor, adaptada a un contexto nuevo que seguramente cambiará a futuro la manera de aprender y la hará más rápida”.

Muchos de los cursos del IEBque se inician en abril y mayo lo harán, añade Muñoz, “en modalidad virtual y con un grado de aceptación muy alto por parte de los estudiantes”. Para él, la formación virtual va a ganar peso tras esta crisis. “En nuestro caso, el mayor valor es hacerla en directo, con posibilidad de que exista interacción entre el alumno y los expertos”. No son, dice, “un compendio de ponencias grabadas que luego se ven online, sino que hay mucho aprendizaje práctico”, por la naturaleza de su especialización en finanzas y derecho.

En Schiller también han podido “continuar con sus clases de modo virtual sin problema”, explica Campbell, ya que su “plataforma permite la asistencia virtual en tiempo real”. A eso añaden la ventaja de que ya tenían un campus online, que les “ha permitido impartir las clases a distancia”.

“La tecnología está siendo y será una pieza fundamental que ya no podremos cambiar en hábitos de consumo, trabajo o el modo de relacionarnos y comunicarnos”, afirma el directivo de ESIC. “En este sentido, también hemos cambiado el modo de formarnos”, apunta Baragaño.

En el caso de Schiller -cuyo sistema permite iniciar estudios de máster en cualquier mes del año-, ya han constatado que la actual situación no ha interrumpido su metodología. “Lo que añadiremos serán emisiones en streaming de las conferencias de ponentes invitados para nuestros cuatro campus: París, Heidelberg y Florida, además de Madrid”, matiza Campbell.

En opinión de Quim Sabrià, cofundador de EDpuzzle, una aplicación web que crea videolecciones,”el Covid-19 ha provocado la aceleración de un cambio que era necesario”. “Muchos profesores que eran reacios han visto que hay muchas ventajas en el uso de la tecnología”, analiza, “e indirectamente, que es una forma más eficiente de llegar a cada alumno”.

Dice Baragaño que “la formación en estos momentos cobra, si cabe, todavía más valor”.Está convencido de que es el modo de reforzar “aspectos fundamentales para los procesos de selección en las empresas, como la resiliencia y capacidad de adaptación ante una situación tan excepcional”. Por eso, considera que “las metodologías de e-learning están evolucionando y ganando enteros a nivel experiencial, consolidándose como nuevas alternativas a la educación presencial”.

Las herramientas de educación a distancia están demostrando, según Muñoz, “ser perfectas en este contexto de mercado”, algo fundamental en un momento en el que “todos tenemos la preocupación de cómo será el mercado laboral de mañana”, añade la directora de Schiller. Y es una ventaja “poder saltar de clases presenciales a online, adaptando los estudios a los diferentes escenarios con los que los alumnos se pueden encontrar desde la vuelta al trabajo a la necesidad de trasladarse de país”, según Campbell.

“La tecnología y los nuevos hábitos y experiencias educativas online que se están implantando cambiarán la forma de pensar de muchos alumnos y acelerarán la demanda de programas online en un futuro”, predice Baragaño. De hecho, el Máster Online en Marketing Digital de ESIC (con versión también blended), que arrancará en mayo y septiembre, ya se ha colado entre los programas estrella de la escuela para el próximo curso. Se suma a sus otros dos estandartes: el International MBA -que se puede hacer en España y China o en España y EEUU- y el Máster en Dirección de Marketing y Comunicación en Moda y Lujo, con residencia en París tras un acuerdo con la escuela Marangoni.

Centrado en los cambios comunicativos, la Universidad Complutense lanzará el próximo curso el Máster en Estrategias de Comunicación en la Era Post Digital, en colaboración con la consultora Hill&Knowlton Strategies. Dirigido a profesionales de ámbitos variados de la comunicación, “está centrado en resolver las necesidades de comunicación digital, B2B, o B2C que empiezan a tener las empresas que operan cada día más en el mundo digital”, detalla su codirector, Cristóbal Fernández.

El programa de MBA enfocado a la gestión de sistemas informáticos de Schiller, que se cursa online o se completa en Heidelberg, es la principal apuesta de esta universidad americana. Para volver a impulsar el sector del turismo enEspaña, también ha puesto en marcha un MBA enfocado específicamente a esta industria.

Los títulos del IEB más demandados hasta la fecha en modalidad presencial son el Máster International Finance, y el de Bolsa y Mercados Financieros. En virtual ganan peso el Máster en Mercados Financieros y Gestión de activos, que comienza ahora, y el de Finanzas y Banca digital.

Leer Original en Expansion 

Open chat
1
¿Necesitas Ayuda?
Hola ¿En que podemos ayudarte?